Welcome Message

viernes, 26 de abril de 2013

Pregúntame que es poesía





Y me preguntas por qué te dedico poesía,
y te emocionas y lloras cuando la sientes
porque en realidad sabes muy bien
donde y hasta donde quiero llegar
y que quiero,  pero no cuanto, deseo  hacer.
Pero yo te diré que es poesía…

La poesía es sangre, es insomnio,
es soga de suicida. La poesía
no es una sarta de frases huecas
ni metáforas brillantes. La poesía
nace en el núcleo más primario del hombre,
allí donde reside el alma,
allí donde el entendimiento no llega.
La poesía es dulce y sanguinaria,
amante y verdugo, imprevisible,
capaz de enturbiarte el aliento,
LLevarte a la paz o a la locura. 

La poesía es matemática, es un fractal 
que se extiende por las neuronas, 
siempre igual y siempre diferente; 
formas armónicas iterativas,
 aleatorias, que traducimos en palabras 
siempre diferentes y siempre iguales.
 La inspiración no existe, es azar, 
es pura química: neurotransmisoras,
feromonas, endorfinas, la poesía 
es conjunción fortuita de algoritmos y bioquímica
en un instante preciso, inevitable.

La poesía es diapasón, una frecuencia 
que golpea o turba a su contacto, 
que vibra y se transmite por simpatía 
haciendo que otros seres sintonicen y
latan al mismo tiempo con el poeta. 
La poesía sacude sentimientos 
perturba espíritus, se sienta en las entrañas 
pero nadie nunca la recibe de forma idéntica: 
los receptores que captan la onda la interpretan 
con sensibilidades distintas y exclusivas. 
Y cada uno hace su propia poesía.

Haz tu poesía, te será fácil
porque como dijo el poeta
poesía… eres tú.

1 comentario:

juanita crespo martin dijo...

Que puedo yo decir de la poesía
Si es como la misma vida
Escribes lo que sientes en esos momentos
Plasmando el sentimiento que llevas dentro
Dejando en unas cuantas líneas
El dolor, las penas, las alegrías.
Poesía es: la misma vida.