Welcome Message

martes, 6 de marzo de 2012

Dibujos de embrujos



Se habían quedado sin lápiz, ni rotuladores. Y tenían demasiadas ganas de dibujar.
Así que decidieron dibujar con cuerdas.
Eran cuerdas que se entrelazaban por nudos. Crearon magníficas imágenes, demasiado bonitas para ser siluetas sin colores.
Con la tormenta y la nieve, unos cuantos nudos se habían deshecho. Se habían hecho demasiado rápido, con la inocencia del gesto.
En un rincón quedaba más cuerda, y unos nudos más fuertes. Eran dibujos de caballeros y de hadas, de personajes despiertos.
En un momento se produjo un fuerte viento, y nadie supo, que en cada imagen había un porqué.
Ahora todo está en calma, como la danza en el desierto. Hacen figuras con arena, o esculturas con letras, hacen castillos de palabras, o sonrisas de estrellas.
Un placer, disfrutar sin buscar, crear sin tener, volar siempre soñando... siempre había pensado que la vida era un encanto.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Marionetas, muñecotes, danzarinas de trapo. Atadas por un brazo a cuerdas que hacen mover esos cuerpos al ritmo de quien los maneja.

Déjame que chille alto. Déjame que busque en mis bolsillos un cuchillo de punta afilada y mango largo para poder desatarme de este tormento que me está consumiendo.

Que me afixio, que me ahoga danzar tan rápido y sin descanso al son de éstos locos que sin cesar y con constancia de chalados hacen mover las cuerdas de mi vida como el viento forajido sopla loco en una noche negra de alta mar.

Un beso