Welcome Message

sábado, 3 de enero de 2009

El amor


Me acosté pronto y cansado, había tenido un mal día y hoy he tenido que salir pronto también, y hasta ahora no he tenido ocasión de sentarme delante del ordenador, pero me prometí escribir sobre el difícil tema del amor y lo voy hacer.

Dice Antonio Gala que hoy en día es mucho más fácil hacer el amor que enamorarse y creo que le voy a dar la razón, pero aún así, aunque difícil, es posible.

No tengo mucho que decir sobre el tema, cada uno siente el amor de una manera, yo creo que lo que he llegado a sentir en ciertas ocasiones es amor. Cuando la sola presencia de esa persona te llena tanto que no ves nada más, es amor, cuando aunque existan y veas sus, para ti, defectos y los aceptes sin importarte y sin tratar de corregirlos, eso es amar y cuando vives para ella, eso es amar. Lo que he dicho en varias ocasiones, el deseo de ofrecer sin pedir nada a cambio. Podría meterme en filosofías sobre el amor, pero ¿para qué? cada uno tiene su experiencia y lo que si digo es que cuando uno está enamorado, te digan lo que te digan y los deseos, reprimidos o no, que tengas............ uno lo sabe. No se como.........pero uno sabe cuando está enamorado y si lo sabemos, para que hablar de como saberlo. Pero lo voy hacer.

¿Sabéis porqué sé que puedo estar enamorado?

Porque su tristeza… me haría sufrir. Su pena, aunque sea fuerte… me haría llorar.
Sus ojos serían ser capaces de ver mi alma y de tocarla tan profundamente, que… dolería. Una ciega e incomprensible conexión me atraería y me mantendría a su lado sin echar de menos a otras que simplemente me atraen.

La  escogería, no porque pensara que con ella pudiera vivir, sino porque pensaría que sin ella…no podría hacerlo.
Su ausencia me sumiría en la melancolía, daría por ella mi corazón y mi vida.

Sí, eso es el amor… y por eso lo sé…

Dicen que el amor es eterno, pero más bien –y no sé donde lo leí- es como el mar, que siempre acaba rompiendo en la orilla, lo hace de forma suave o desgarradora.

Cuando la chispa surge en el tiempo y da su forma al amor, el recuerdo nunca apaga su llama. Quizás algún día otro recuerdo ocupe su lugar, pero siempre el corazón estaría lleno de su luz. 

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Bellisimas tus palabras.

¿ Que decir del amor ?, si por decir podría escribir y escribir y nunca me cansaría.

Veo todo lo que me rodea con amor y a quienes me rodean, porque están ahí, los quiero.

Porque sin duda, no estaría nunca junto a quien no quiero, empezando por mi pescadero, mi peliquero, mis amiguetes o mi dule amor
!que bello es el amor!

!Por fin llegue al 2009! !llena de amor!

Un beso

Algoritmo dijo...

Me temo que me vas a coger...
Llevo un buen rato tratando de escribir algo sobre una gafe-paella pero me entretiene más leer tus excelentes comentrios.
Eres un cielo.
Besos