Welcome Message

domingo, 20 de enero de 2008




Cansado de tanta acción, pasé un tiempo relajado y me dediqué a la cocina y después de esta experiencia pasé a formar parte de un cuadro flamenco, donde supuse que el riesgo era mínimo hasta que las pedradas eran tan salvajes que tuve que cambiarme todos los “piños” de la boca y decidí pasarme la country americano que parecía más tranquilito.

No hay comentarios: